Me encanta ir al Media Markt cada vez que tengo ocasión, cosa que ocurre cada vez con menos frecuencia. Allí me lo paso pipa revolviendo entre la ponzoña, como un viejo minero desdentado que filtra los guijarros de un riachuelo en plena Fiebre del Oro.

La mayoría de las veces me voy con las manos vacías, otras aparece alguna pepita. Ayer, sin embargo, se alinearon los planetas y me encontré delante de mis narices con una veta de oro del tamaño de mi cabeza. Literalmente.

Allí estaba, junto a un pack de películas de Chuck Norris. Una caja enorme con el logotipo de Shaw Brothers, descarado plagio del escudo de Warner Brothers. El contenido: El trío magnífico, Los héroes, Todos los hombres son hermanos, Hermanos de sangre, Clanes asesinos, Las cámaras de Shaolin, Dos héroes, Los cinco venenos, Retorno a Shaolin y Discípulos de la Cámara 36. Casi nada.

Después vi el precio y casi me lloran los ojos de alegría. Tremenda maravilla por sólo 14 euros. Esto no admitía deliveración alguna. Automáticamente cogí en brazos estas delicias orientales y me las llevé para darles un hogar.

No soy un gran amante de las artes marciales. Aunque es una práctica que cuenta con mi simpatía, se parece demasiado a un deporte como para ser enumerada entre mis aficiones. Sin embargo, siempre me han encantado estas películas.

Su estructura clásica, sus adorables clichés como la figura del venerable maestro, la defensa del honor y demás valores tradicionales y, por supuesto, el claro desprecio por la salud ajena, que podemos observar en su puesta en escena, tosca y seca como la mojama, son elementos irresistibles que siempre invitan a una buena tarde de sofá y risketos.

Este lunes todavía debería quedar en la estantería de gangas de Media Markt Ronda Sur un segundo pack, con el cartón algo más deteriorado, a disposición de otra alma afortunada con 14 euros en el bolsillo y ganas de gozar viendo mantecados de los buenos.

Mientras regreso al deleite podéis saber más sobre el legendario estudio Shaw Brothers en el blog Saca tus sucias pezuñas de mi tatami.

Comentarios

Por favor identifícate para comentar
avatar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.